Preguntas Frecuentes

Qué son las Geomallas

Una geomalla es un geosintético que se utiliza como refuerzo y estabilización del suelo. Se forma tejiendo costillas que se cruzan con aberturas apropiadas. Principalmente, una geomalla se usa de refuerzo en varios tipos de proyectos de construcción, pero también se puede usar para aplicaciones de separación, refuerzo, filtración, contención y drenaje. Gracias a estos elementos el terreno en construcción puede recibir cargas pesadas, minimizar riesgos y reducir costos, algo muy importante si se trata de proyectos grandes.

Algunas soluciones que se pueden dar gracias a las geomallas son:

  • Reforzar y asegurar los terraplenes en vías férreas y carreteras.
  • Refuerzo de pavimento blando.
  • Estabilizaciones de vías.
  • Muros de suelo reforzado.
  • Refuerzo de encauzamientos, riberas y zonas costeras.

Beneficios de las Geomallas

  • Garantiza la estabilidad de la estructura.
  • Reduce el volumen en los movimientos de tierra
  • La masa de material no solo es palpable en la cantidad de geomalla, sino también en la cantidad de suelo, puesto que se tendrá una estructura más esbelta.
  • Fácil instalación.
  • Esto optimiza el tiempo de construcción y en general, aumenta la eficiencia del sistema.